+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

BIENES RELIGIOSOS

La vista previa por los bienes de las parroquias de Franja será el 10 de septiembre

 

Bienes de Sijena - EL PERIÓDICO

EFE
13/06/2018

La vista previa del procedimiento civil activado por la Diócesis de Barbastro-Monzón para reclamar al Museo de Lérida la devolución de las 111 piezas del patrimonio histórico artístico de las parroquias de la Franja transferidas a Aragón se celebrará en los juzgados de Barbastro el próximo 10 de septiembre.

Así lo ha confirmado hoy a Efe el letrado Jorge Español, que asesora en este caso al representante legal del Obispado de Barbastro, Joaquín Guerrero, en una demanda civil que implica a la Diócesis de Lérida, parte integrante del consorcio de la institución museística catalana.

Una implicación que se deriva de las alegaciones hechas desde la Diócesis de Lérida, tanto en el actual proceso civil como en el proceso religioso que concluyó con una sentencia del Supremo Tribunal de la Signatura Apostólica a favor del Obispado de Barbastro, acerca de una supuesta imposibilidad de liberar los bienes de la situación de depósito en la que se encuentran.

La vista convocada permitirá a las partes tratar cuestiones o defectos procesales previos y, sobre todo, presentar las pruebas a valorar posteriormente por el juez durante la celebración del juicio civil, pendiente aún de señalar.

Un juicio civil puesto en marcha por la Diócesis de Barbastro ante la falta de operatividad del largo litigio judicial eclesiástico por los bienes, en el que intervinieron los principales tribunales vaticanos.

La demanda se dirige al consorcio del Museo de Lérida, órgano de gestión del centro que se ha opuesto reiteradamente a romper la situación de depósito alegando que las piezas reclamadas están protegidas por la legislación catalana.

Desde la propia Diócesis de Barbastro se hizo público recientemente que el objetivo de la demanda era "poner fin" a un litigio que se inició en 1995 con la transferencia de las parroquias de la Franja y la orden dada al Obispado de Lérida de retornar los bienes referidos a sus parroquias de origen, todavía por cumplir.

Un procedimiento que dio un giro inesperado semanas atrás a raíz de la contestación a la demanda hecha por el obispo de Lérida, Salvador Giménez, en la que aseguraba que más de ochenta de las piezas reclamadas, entre ellas las más valiosas, eran suyas.

Contestación que contradice lo argumentado por el propio prelado en el fallido acto de conciliación celebrado, en el que reconoció la propiedad aragonesa de las piezas, y que el letrado del Obispado de Barbastro, Joaquín Guerrero, tachó públicamente de "inaudita" y "vergonzosa".

En su escrito, la Diócesis de Lérida planteó una "reconvención", una fórmula jurídica por la que no sólo se opone a la devolución de las piezas, sino que pide al juez encargado de la demanda civil que admita a trámite su reclamación en contra de los intereses del Obispado de Barbastro.

Diez mil días informando

Suplemento especial del 3 de junio de 2018 con motivo del número 10.000 de El Periódico de Aragón.