+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Cosidos a faltas

Aleix Febas, con 20 faltas recibidas, y Borja Iglesias, con 18, son los jugadores más castigados en Segunda División, donde también el Zaragoza lidera ese ránking tras las cuatro jornadas disputadas

 

Derribado 8 Febas, en el suelo tras caer derribado por un rival en un momento del partido ante el Alcorcón. - JAIME GALINDO

S. V.
12/09/2017

Exasperó Pérez Pallás a La Romareda con las faltas que el Alcorcón cometió sobre el Zaragoza, con dos objetivos claros, Borja Iglesias y Aleix Febas. Hasta 28 faltas hizo el conjunto alfarero, teniendo muy claro que no debía permitir que el delantero gallego recibiese con comodidad y tuviera tiempo para armar la pierna y que el mediapunta catalán no arrancase con potencia y en vertical, parándolo como fuera necesario. De hecho, Febas sacó así las amarillas de Navarro, Burgos, Borja Domínguez y Errasti.

El choque del Alcorcón marca un punto de inflexión en esta Liga, pero no es menos cierto que ya es una tendencia en lo que va de curso, porque ambos futbolistas son los que más faltas reciben en esta Segunda División. Febas, de hecho, lidera esa tabla con un total de 20, mientras que le sigue Borja Iglesias con 18. El jugador del Lugo Campillo, próximo rival zaragocista, completa ese podio con 17 faltas recibidas.

Así, con esos dos exponentes tan claros, no es de extrañar que el Zaragoza sea el equipo que más faltas recibe en esta Liga, con un total de 81 en las cuatro jornadas. Barcelona B (72) y Albacete (72) le siguen en ese ránking. Javi Ros, Toquero y Eguaras, todos con seis, son los siguientes jugadores zaragocistas que más veces han sido frenados en falta por el rival de turno.

En el caso de Febas, que ha disputado hasta el momento 283 minutos ligueros, con tres partidos de titular y otro saliendo desde el banquillo, no es sorprendente que encabece esa clasificación. El sufrir muchas faltas es algo que ya le ha pasado en la cantera del Madrid, de donde ha llegado cedido esta temporada. «Lo mejor de él es cómo rompe líneas, tiene 8 o 10 metros muy desequilibrantes con el balón. Recibe de espaldas, se gira y es muy difícil de frenar en esos cinco o seis apoyos iniciales, le tienen que hacer muchas faltas», decía en este diario José Aurelio Gay, que lo dirigió en el Madrid C en la 14-15, cuando el catalán cerró su llegada al conjunto zaragocista.

Los rivales saben que en la capacidad de romper líneas de Febas con esa arrancada y en la corpulencia y movimientos de Borja Iglesias, que ha dispuado los 360 minutos ligueros en las 4 jornadas, están dos de las armas fundamentales del Zaragoza, dos virtudes que por ejemplo el Alcorcón, que recibió hasta seis amarillas en La Romareda, tuvo claro que tenía que frenar como fuera. Y lo logró. De hecho, el Zaragoza no generó apenas ocasiones de peligro en ese choque, más allá de un saque de falta que el suizo Buff en la recta final del partido mandó al larguero.

EL RECUENTO

Esas 81 faltas que ha recibido el Zaragoza se distribuyen en las 28 que le hizo el Alcorcón en La Romareda, récord absoluto en lo que va de curso, mientras que el Córdoba y el Granada le hicieron 18, por 17 el Tenerife en la primera jornada de Liga. Mientras, el conjunto que dirige Natxo González ha hecho en estas cuatro jornadas un total de 63 faltas, lo que le convierte en el séptimo en un ránking que encabeza el Oviedo, con un total de 85 faltas hechas.