+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

PRIMARIAS

Argentina: El escrutinio, bajo sospecha

La empresa encargada del escrutinio se ha visto envuenta en varias controversias en otros países

 

Argentina: El escrutinio, bajo sospecha -

Abel Gilbert
12/08/2019

En estas elecciones primarias, el escrutinio de los votos se va a hacer a traves del sistema de la multinacional Smartmatic, que en comicios celebrados en otros países del mundo ha levantado polémica.

Software polémico

Los argentinos irán a las urnas sin que se disipe la polémica relacionada con el 'software' que se utilizará durante el escrutinio provisional. El Gobierno defiende el sistema de transmisión digital de telegramas diseñado por la empresa Smartmatic. "La elección va a ser la más transparente en la historia", garantizó el vicejefe de Gabinete Andrés Ibarra. Las autoridades tuvieron que entregar a la justicia electoral el programa que se utilizará para el recuento de votos. A su vez, se han designado veedores judiciales del proceso.

Desconfianza de la oposición

La oposición ha presentado serios reparos. Teme la manipulación de cifras. Patricia García Blanco insistió en nombre del peronismo en que "no están dadas las condiciones de seguridad" para los comicios porque el Gobierno no entrega el código fuente del 'software'.

Situaciones opacas

Smartmatic viene a cumplir en Argentina las funciones que realizaba la española Indra. No es la primera ocasión en que esta multinacional queda envuelta en una controversia. Su nombre ha quedado asociado a situaciones opacas en El Salvador, Italia, Filipinas y Venezuela. En cada país recurrió a una tecnología diferente sin que se evitaran los problemas.

Fallos electorales

En el país centroamericano, los candidatos que habían obtenido menos votos terminaron mejor posicionados. El Tribunal Supremo Electoral (TSE) le exigió a la empresa una compensación económica por sus fallos. En Filipinas arreciaron las denuncias de fraude basadas en fallos que no pudieron probarse. Smartmatic fue contratada para un referendo en Lombardía en el 2017. Dos días antes de la votación se filtró el sistema que iban a usar y las claves de las máquinas de votación. En cuanto a Venezuela, fue la encargada de dar sostén informático a las elecciones entre el 2004 y el 2017. Sin embargo, la empresa terminó mal sus relaciones con el madurismo después de reconocer que en los comicios constituyente de hace dos años se cometieron serias irregularidades.