+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

La Junta andaluza da a la hermana de Moreno una plaza pública sin tener la mejor puntuación

El Gobierno andaluz defiende la "pulcritud" del proceso pese a que obtuvo menor puntuación que otros aspirantes Responsabiliza a los inspectores de Educación, que "desaconsejaron" a la primera aspirante por anteriores problemas en ese puesto

 

La Junta andaluza da a la hermana de Moreno una plaza pública sin tener la mejor puntuación -

Julia Camacho
14/08/2019

La hermana del presidente de la Junta de Andalucía, Juan Manuel Moreno Bonilla, ha sido seleccionada para una plaza de directora provisional de un conservatorio superior de danza de Málaga pese a que en el concurso resuelto el pasado mes de junio obtuvo menos nota que otra de las aspirantes. El gobierno andaluz ha defendido la pulcritud del proceso de selección de María Dolores Moreno y asegura que se ha cumplido la normativa al cien por cien. Y atribuye la responsabilidad a los inspectores de Educación, que supuestamente habrían desaconsejado la contratación de la primera aspirante al haber sido cesada años atrás del mismo puesto por graves problemas" en el ejercicio de la dirección.

El nombramiento de la hermana del presidente autonómico fue adelantado este miércoles por el diario El País, que da cuenta del concurso de méritos convocado para cubrir temporalmente la plaza de dirección del conservatorio público Ángel Pericet de Málaga tras la jubilación del anterior responsable. En el concurso, María Dolores Moreno obtuvo 38,20 puntos sobre 50 posibles, mientras que otra competidora por la misma plaza obtuvo 49,50 puntos. Pese a ello, finalmente el puesto fue adjudicado a la segunda candidata dado que, según fuentes de la inspección educativa, era objetivamente la candidata más idónea, basándose en sus méritos académicos y profesionales. Según su currículo, Dolores Moreno tiene cuatro carreras, 14 años de experiencia docente, un doctorado en Psicología y un máster en Liderazgo Educativo.

Dos de las solicitantes del puesto reclamaron por escrito a la Inspección de Educación información sobre los criterios para que el puesto fuera adjudicado finalmente en la persona con la segunda mejor puntuación, aunque la Junta se negó aludiendo a la protección de datos. No obstante, les explicaron que no solo se han tenido en cuenta otras fuentes de valoración, sino que además el inspector les reconoció que una de esas aspirantes tenía la mayor calificación por méritos pero su candidatura se desestimóporque responde a un perfil de dirección con unos antecedentes que desaconsejan su nombramiento.

"Ha entrado por la puerta de atrás"

Desde el PSOE y Adelante Andalucía han pedido de inmediato explicaciones al presidente de la Junta para que aclare si se trata o no de un presunto caso de nepotismo, y también al vicepresidente Juan Marín, dado que es su partido, Cs, quien ostenta las competencias de Educación. La hermana del presidente ha entrado por la puerta de atrás a ser directora de un centro público cuando tenemos a miles de interinos en la calle y a 73 trabajadoras de centros públicos también despedidas, reprocharon los socialistas.

El consejero de Presidencia y mano derecha del jefe del Ejecutivo, Elías Bendodo, salió al paso de esas acusaciones para defender la legalidad del proceso de selección y negar el posible enchufismo, subrayando que la adjudicataria es una funcionaria pública, una gran profesional, que tiene cuatro carreras y que tiene el mismo derecho que cualquier otro ciudadano a optar a una plaza en un concurso público.

El también portavoz del Gobierno autonómico esgrimió que no era necesario un concurso público para cubrir temporalmente una jubilación. "Se podría haber nombrado a cualquiera pero, dentro de la mayor transparencia y en virtud de igualdad, mérito y capacidad, se ha hecho así. Según señaló, fueron los técnicos de la Inspección quienes desaconsejaron la contratación de la persona que había quedado en primer lugar, alegando que había sido cesada hace años del puesto debido a un grave problema generado por su ejercicio de su función directiva.

Bendodo precisó que el citado informe recoge que los antecedentes y el malestar generado, que aún pervive en el centro, no la convierten en la candidata adecuada, e insistió en que no hay ningún problema con el resultado. No obstante, Adelante Andalucía ya ha solicitado el expediente completo del proceso para conocer lo sucedido, aunque desde Cs han recordado que por cuestión de la Ley de Protección de Datos dicho expediente está bajo secreto y solo lo manejan los funcionarios de la Consejería de Educación.

Los tiempos en los que la gente entraba a trabajar en la Junta por la puerta de atrás se acabaron, apostilló el portavoz del Ejecutivo, aseverando que la única forma de entrar a trabajar en la administración andaluza es por igualdad, mérito y capacidad, como marca la ley y aquí se han cumplido los procesos de igualdad, mérito y capacidad. En la misma línea se pronunció el portavoz parlamentario de Cs, socio del Ejecutivo, Sergio Romero, quien instó a respetar la decisión que ha tomado con criterio, objetividad e imparcialidad la inspección educativa.