+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Rivas Vaciamadrid, primer municipio madrileño en regatear a las grandes compañías eléctricas

Avilés y Canfranc fueron los precursores y Madrid y Zaragoza ya estudian proyectos de compra en el mercado libre -- Estiman que esta iniciativa supondrá un ahorro de 400.000 euros, un 20% de la factura eléctrica anual

 

Un operario de Endesa instalando contadores digitales. - EL PERIÓDICO

EL PERIÓDICO
08/02/2018

El Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid se ha convertido en el primer municipio de la Comunidad de Madrid en adquirir directamente su energía en el mercado mayorista sin utilizar a las compañías eléctricas como intermediarias.

Desde el Consistorio ripense -gobernado por una candidatura de confluencia de IU, Equo y Podemos- han explicado que ya comenzaron a comprar su propia energía en diciembre, aunque haya sido este jueves el día elegido para presentar al público la iniciativa en rueda de prensa. Su objetivo es ahorrar costes en la factura eléctrica y disminuir el impacto medioambiental.

Participando directamente en las subastas de electricidad, el Gobierno municipal espera también tener mayor control de lo que se gasta y por tanto una mayor planificación y autonomía respecto a las decisiones de las compañías eléctricas que aseguran que son las que deciden cómo fluctúa el precio de la luz.

Para poder adquirir su propia energía, el Ayuntamiento se ha convertido en un operador autorizado para poder abastecer a las infraestructuras municipales de una forma independiente. De este modo, Rivas se ha convertido en la primera ciudad de la región, y la tercera de España, en operar como consumidor directo en el mercado de la energía.

Así, desde el municipio del este señalan que Torrejón de Ardoz tiene la licencia pero todavía no ha comenzado a comprar, mientras que Avilés y Canfrac ya llevan un tiempo operando. Capitales de provincia como Madrid y Zaragoza ya han expresado su intención de seguir la senda de Rivas.

Así funciona
La compra de energía se realiza cada día mediante subasta, lo que permite adquirir la cantidad exacta necesaria para cada jornada. Para ello, el Ayuntamiento asegura haber estudiado las cifras de los consumos globales para realizar una compra precisa, para lo que ha sido de utilidad su sistema de alumbrado por LED, que permite medir con exactitud el consumo.

De momento, la ciudad ha dado de alta los tres principales puntos de suministro de la ciudad, que proveen al edificio de Servicios Administrativos, a la escuela infantil municipal Rayuela, la Casa Oikos, el polideportivo Cerro del Telégrafo, el auditorio Pilar Bardem, el recinto multifuncional, el edificio de Alcaldía y el polideportivo Parque del Sureste.

Pero estos tres puntos son solo el principio, pues desde el Consistorio prevén suministrar a los 277 puntos restantes a lo largo de 2018 y que todos los edificios municipales, así como las fuentes o el alumbrado público, se abastezcan mediante este método.

¿Cuánto se ahorra?
Con el nuevo sistema, una empresa especializada es la encargada participar en la subasta y comprar la energía directamente en nombre del Ayuntamiento, lo que supone, según las estimaciones del Gobierno municipal, un ahorro del 20%.

Esta cifra se ha calculado teniendo en cuenta el dinero que el Consistorio dedica actualmente a comprar la electricidad de todo un año, que alcanza los 2,2 millones de euros.

Sin utilizar intermediarios, esta cifra se podría reducir a los 1,8 millones, 400.000 euros menos que con el abastecimiento de electricidad convencional.