+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Toda una muralla por derribar

El Zaragoza tendrá que batir a un Cádiz que no ha encajado goles en 11 jornadas y que ahora lleva 619 minutos imbatido

 

Los jugadores del Cádiz se abrazan tras un gol logrado en Copa del Rey ante el Betis en el Villamarín. - JOSÉ MANUEL VIDAL

S. VALERO
06/12/2017

El Real Zaragoza necesita la victoria este sábado frente al Cádiz en La Romareda, donde solo ha ganado dos de los ocho partidos que ha disputado en este curso, y para lograrla va a tener que derribar todo un muro, porque los números defensivos del conjunto gaditano son impresionantes. Ha dejado su portería a cero en 11 de las 17 jornadas disputadas, algo que solo iguala el Reims francés en las dos primeras categorías de los principales países europeos (España, Francia, Inglaterra, Alemania e Italia). El conjunto de Álvaro Cervera se presenta en La Romareda con el aval de cinco victorias seguidas y con seis jornadas consecutivas sin encajar.

El último equipo que batió al Cádiz en Liga (en Copa lo logró la semana pasada el Betis, aunque el cuadro bético se llevó cinco dianas cadistas) fue el Huesca. Lo consiguió Lluís Sastre en el minuto 11 del partido en El Alcoraz el 21 de octubre pasado, con la última derrota amarilla (1-0). Es decir, hace mes y medio. Después, el equipo de Álvaro Cervera empató con el Rayo (0-0) y ganó al Almería (0-2), al Reus (1-0), al Sporting (0-3), al Valladolid (1-0) y al Albacete (2-0) acumulando Alberto Cifuentes, su meta titular, 619 minutos sin encajar. Antes de esta impecable racha, el Cádiz ya había logrado dejar la portería a cero ante el Sevilla Atlético (0-0), el Numancia (0-0), el Nástic (2-0), el Lugo (0-1) y el Alcorcón (0-0) para completar ese listado de 11 citas ligueras sin recibir un tanto. El Zaragoza, por ejemplo, solo lo ha conseguido en cinco en lo que va de campeonato.

¿De dónde nace esa solvencia defensiva del Cádiz? El libreto de Álvaro Cervera, que ya llevó el curso pasado al Cádiz a luchar por el ascenso por la vía de la promoción, es la clave. Un bloque que adelanta la línea de presión, ordenado y de despliegue físico y que no ha notado las bajas en el eje de Sankaré, lesionado de gravedad, y Aridane, que puso rumbo a Osasuna. Es más, el equipo ha tenido bajas defensivas con lesiones y no lo ha acusado. El lateral derecho Carpio y el central Mikel Villanueva, ambos fijos, estuvieron fuera en la pasada jornada y son dudas para el sábado. Servando, Marcos Mauro, Kekojevic o el lateral zurdo Bijker también están cumpliendo a un nivel muy alto en la zaga.

Con todo, la virtud defensiva del Cádiz hay que buscarla en el funcionamiento como bloque, en una medular donde Garrido es fundamental por su sentido táctico y José Mari, por su despliegue. Y el trabajo empieza arriba, en la presión de los extremos (Salvi y Álvaro García) y de Carrillo, un punta con poco gol pero de tremendo desgaste ante el rival.

Así, el Cádiz solo ha encajado en seis jornadas del actual campeonato y con solo 10 dianas en contra es el equipo menos goleado de la categoría de plata. El Lorca llegó a hacerle tres tantos, en el peor día de los cadistas, aunque dos de ellos fueron en los últimos minutos de ese choque.

LAS ARMAS ZARAGOCISTAS

El Zaragoza, donde Borja Iglesias, su principal referencia, lleva seis jornadas sin marcar, tendrá que trabajar a fondo para derribar este muro. El equipo aragonés, con 20 dianas, sí ha logrado diversificar sus artilleros, porque hasta 11 futbolistas distintos han visto puerta en esta Liga. Delmás fue el último de ellos, en Gijón el domingo. Antes lo habían logrado Borja Iglesias (7 tantos), Toquero (3), Zapater (2), Buff, Febas, Javi Ros, Mikel González, Grippo, Pombo y Papu son los otros diez. Solo Osasuna iguala esa nómina zaragocista de jugadores con gol, un buen argumento para confiar en superar el sábado al mejor equipo defensivamente de esta Segunda y uno de los mejores de Europa en la actualidad, el Cádiz de Álvaro Cervera.