LA 'BATALLA' DE LA FINANCIACIÓN AUTONÓMICA

La España "olvidada" pide un fondo específico frente a la despoblación

Las ocho comunidades reunidas en Santiago plantean crear un catálogo de servicios. Reclaman "solidaridad" para compensar el envejecimiento y buscar la igualdad territorial

El presidente de Aragón, Javier Lambán, y el consejero de Hacienda, Carlos Pérez Anadón, reunidos junto a los representantes de Galicia, Asturias, Cantabria, La Rioja, Extremadura, Castilla-La Mancha y Castilla León.

El presidente de Aragón, Javier Lambán, y el consejero de Hacienda, Carlos Pérez Anadón, reunidos junto a los representantes de Galicia, Asturias, Cantabria, La Rioja, Extremadura, Castilla-La Mancha y Castilla León. / GOBIERNO DE ARAGÓN

Laura Carnicero

Laura Carnicero

La España despoblada quiso hacerse escuchar desde Santiago de Compostela, en el 'Foro Santiago, Camino de consenso', convocado por el presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo, para reclamar un nuevo modelo de financiación autonómica que tenga en cuenta la merma de población, la dispersión geográfica y el envejecimiento para atajar las desigualdades en la prestación de los servicios públicos.

Sin «frentismos», pero con «solidaridad» entre los territorios, los presidentes autonómicos de Galicia, Aragón, Asturias, Cantabria, La Rioja, Castilla y León, Castilla- La Mancha y Extremadura, representantes de tres partidos políticos (Partido Popular, PSOE y el Partido Regionalista de Cantabria), rubricaron una declaración institucional con 35 puntos que abundan en esta demanda y exigen, como una de las medidas más concretas, la creación de un fondo de financiación específico para afrontar «el desafío demográfico». Esta debe ser una «prioridad» a todos los niveles del Gobierno, señalaron los firmantes, quienes manifestaron su «respeto» a las posturas de otros territorios.

El presidente de Aragón, Javier Lambán, insistió desde Santiago de Compostela en que «la despoblación y la financiación autonómica son dos caras de la misma moneda». El líder socialista reclamó un «nuevo modelo de país» que escuche a la España de interior, «abandonada, olvidada por los Gobiernos desde hace siglos». «No creo en las fórmulas mágicas contra la despoblación que anuncian los recién llegados al tratamiento de este problema; ha de combatirse con medidas concretas con una buena financiación de los servicios», insistió.

El Gobierno de Aragón, como el resto de las comunidades autónomas reunidas en Galicia, quiere que el modelo de financiación autonómica (que debería haberse actualizado en 2014) tenga en cuenta la despoblación, el envejecimiento y la dispersión de la población a la hora de calcular el coste «real» de la prestación de los servicios. Este es, precisamente, otro de los retos que piden abordar: conocer cuál es el coste real por habitante de la prestación de los servicios públicos en cada territorio. Asimismo, plantean la creación de un «catálogo de servicios» para que cualquier ciudadano español, «viva donde viva», pueda ejercer todos sus derechos en igualdad de condiciones.

El consejero de Hacienda del Gobierno de Aragón, Carlos Pérez Anadón, y el presidente autonómico, Javier Lambán, junto a la presidenta de La Rioja, este martes en el Foro de Santiago.

El consejero de Hacienda del Gobierno de Aragón, Carlos Pérez Anadón, y el presidente autonómico, Javier Lambán, junto a la presidenta de La Rioja, este martes en el Foro de Santiago. / GOBIERNO DE ARAGÓN

Un espacio de encuentro

El presidente aragonés acudió a la cita en Santiago acompañado del consejero de Hacienda, Carlos Pérez Anadón, y unió su voz a las de otros ocho presidentes. Desde sus distintas posiciones ideológicas, todos los líderes ensalzaron el espacio de encuentro, que tomó el relevo de otras citas previas, como la de 2018 en Zaragoza.

El socialista Guillermo Fernández Vara, presidente extremeño y secretario de Política Autonómica del PSOE, destacó que la cita de ayer fue «un símbolo de madurez del Estado autonómico». Su homólogo castellano-manchego, Emiliano García Page, recordó que la reunión no se hizo «contra nadie, sino para sumar, en representación de los millones de personas a los que representamos». En la misma línea incidió el anfitrión Núñez Feijóo: «Si alguno no lo quiere ver así es porque no quiere que hablemos».

La sostenibilidad del sistema autonómico

El presidente aragonés pidió abrir el debate de la «sostenibilidad» del estado del bienestar. «Si hablamos del debate de la sostenibilidad de las pensiones, también hay que analizar la sostenibilidad de la Sanidad, la Educación y los Servicios sociales», pidió.

«Con el crecimiento exponencial del gasto sanitario, educativo, y de servicios sociales, si no se adoptan medidas drásticas, las propias comunidades autónomas están abocadas a la inviabilidad», afirmó.

Por otra parte, Lambán defendió que el nuevo modelo de financiación debe asegurar el cumplimiento del artículo 2 de la Constitución, que habla de la «unidad de España». «Que España sea exactamente la misma y pueda ser disfrutada de igual forma por un gallego, un aragonés o un andaluz, y que se tenga en cuenta que la prestación de servicios públicos en zonas de baja densidad de población son mucho más caros por persona que en lugares con población más joven o densidades de población más elevadas», recordó.

Los ocho presidentes firmantes mostraron su apoyo a las ayudas institucionales para la instalación de empresas en las provincias de Teruel, Cuenca y Soria, y el impulso a medidas que puedan favorecer la natalidad, como la creación de escuelas de 0 a 3 años, la mejora de las políticas de vivienda y el retorno de ciudadanos que salieron de España y la atracción de migrantes para repoblar los territorios.

Los presidentes autonómicos Javier Lambán (Aragón), Concha Andreu (La Rioja), Alfonso Fernández Mañueco (Castilla y León) y Guillermo Fernández-Vara (Extremadura) conversan en el 'Foro Santiago. Camino de consenso'.

Los presidentes autonómicos Javier Lambán (Aragón), Concha Andreu (La Rioja), Alfonso Fernández Mañueco (Castilla y León) y Guillermo Fernández-Vara (Extremadura) conversan en el 'Foro Santiago. Camino de consenso'. / EFE

La addenda de apoyo a la ganadería extensiva, sin La Rioja ni Extremadura

Desde Santiago de Compostela insistieron en dotar el sistema autonómico de mayores recursos, de modo que ninguna de las regiones salga de la reforma que se quiere iniciar con menos ingresos de los que tenía hasta ahora.

Pero ayer no todo fueron acuerdos cerrados. La adenda de apoyo a la ganadería extensiva y por el control del lobo no obtuvo el visto bueno de La Rioja ni de Extremadura, que prefirieron no estampar su firma junto al resto de participantes.

El clima de la cumbre, sin embargo, fue de total cordialidad entre los líderes del Estado autonómico más despoblado, que abrieron las puertas a sumar los intereses de «otras regiones» que puedan sentirse representadas en sus propuestas. Madrid ya se distanció y el Gobierno central llamó a buscar el «consenso» entre todos.