Este martes, 19 de diciembre, el Consejo de Ministros ha aprobado el Real Decreto por el que se regula el bono joven para el alquiler, con carácter retroactivo del 1 de enero.

Cuando se apruebe la convocatoria para el 2022 en Aragón, la comunidad ya contaría con tres tipos de subvenciones de apoyo a la emanicipación de los jóvenes, pues la del ministerio se sumaría a las ayudas financieras al alquiler para menores de 35 años, del Gobierno de Aragón, y a la ayuda a la emancipación joven del Ayuntamiento de Zaragoza. Queda todavía por determinar la compatibilidad de tales ayudas y la permanencia o cambio en los requisitos de las ya existendes.

Esta ayuda ha generado mucha expectación entre los jóvenes, pero también muchas dudas respecto a las condiciones que deben cumplirse para ser beneficiario de la misma. Cuestiones como el rango de edad que abarca, la cuantía, si contempla al individuo o a la vivienda así como la duración del bono, y que explicamos a continuación.

Cuantía, edad e ingresos

La ayuda para el arrendamiento se fija en 250 mensuales durante un plazo de 2 años para cada joven, de entre 18 y 35 años, siempre y cuando tengan una fuente regular de ingresos y los ingresos de la unidad de convivencia (personas que viven en un mismo domicilio) sean inferiores a 3 IPREM (Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples). En 2022 el IPREM es de 8.106 euros, lo que significa que los beneficiarios del bono no pueden sumar conjuntamente unos ingresos superiores a 24.318 euros al año.

No vale cualquier vivienda

Aunque se cumplan los primeros requisitos, conviene saber que el bono se concede para el alquiler de domicilios de hasta 600 euros al mes, sin perjuicio de que en algunos supuestos acordados por el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana y la comunidad autónoma correspondiente pueda ascender a los 900 euros/mes.

En el caso de los alquileres de habitación, se establece un límite de precio de hasta 300 euros por habitación, un tope que sin embargo podrá elevarse a los 450 euros si así lo establece la comisión de seguimiento.

La vivienda para la cual se solicita el bono deberá tener la consideración de vivienda habitual y permanente.

Compatibilidad de las ayudas

El bono joven para el alquiler es compatible con otras destinadas para el mismo objeto a personas especialmente vulnerables Esta ayuda será compatible con otras destinadas para el mismo objeto a beneficiarios especialmente vulnerables (cuya determinación depende de las Comunidades o Ciudades Autónomas). También es compatible con las prestaciones no contributivas de la Seguridad Social y el Ingreso Mínimo Vital. La suma del bono joven y las mencionadas ayudas tendrán como límite el 100% del alquiler.

Asimismo es compatible con la ayuda del Programa de ayuda a las personas jóvenes y para contribuir al reto demográfico del Plan Estatal para el Acceso a la Vivienda 2022-2025. Si bien, en este caso la suma del bono y esta ayuda tendrá como límite el 75% de la renta arrendaticia.