+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

El Independiente

Aquí se recupera el que puede

 

Me refiero al que puede mantener o mejorar su renta, o ver florecer su negocio, o aprovechar la situación para incrementar beneficios, o mejorar sus ventajas fiscales, o cualquier otra cosa (y hay muchas, algunas de las cuales ni siquiera son perversas) que permiten formar parte del primer tercio de la sociedad, el más asentado económicamente, o al menos del segundo tercio, aquel que se mantiene a flote y sueña con ascender. El último, por supuesto, está entrando en un proceso de pobreza y marginalización sin remedio.

España, nos dicen, se está recuperando de la crisis del 2008. Las fuentes oficiales manejan las estadísticas a placer y con muy poco rigor para demostrarlo, subirnos la autoestima y alabar al señorito. Dichas fuentes, por supuesto, solo admitirán como posible freno al crecimiento las consecuencias del conflicto catalán o quizás la presión fiscal, que algunos juzgan excesiva e incluso confiscatoria. Existe otra visión: los propios datos del INE o de la Unión Europea y los que aportan diversas entidades sociales de reconocida solvencia indican que la presunta recuperación española trae consigo una pérdida del poder adquisitivo de los salarios, un aumento de las diferencias (entre grupos o clases sociales, entre directivos y trabajadores de base, entre hombres y mujeres), el hundimiento del sistema público de pensiones y una enorme dependencia del sector servicios. Adiós al pacto social. Ya saben: PSA, el nuevo patrón francés de Opel, ha colocado a los trabajadores de Figueruelas ante el aspecto más borde y agresivo de esa realidad: hay que ganar competitividad produciendo más y cobrando menos. Eso... o dejamos de invertir y planificar el futuro, y aténganse a las consecuencias. Es la ley del más fuerte, el código de la posmodernidad, el signo fatal de una economía, la española, que está volviendo a perder el tren de la innovación y la investigación mientras los jefes nos entretienen contando los turistas por millones, y todavía aspiran a inflar otra vez la burbuja inmobiliaria. La cabra tira al monte. Rajoy quiere seguir mandando.

   
10 Comentarios
10

Por JC1 20:19 - 26.01.2018

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

El que se pica ajos come Jorgito, y de de troll se lo puedes decir a tu amiguito José Miguel

09

Por Jorgeron 19:52 - 26.01.2018

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

JC aquí el único troll eres tu amiguete por cierto que bien funciona el TRANVÍA...ahora lo apodan "EL MATADOR"

08

Por Jorgeron 19:50 - 26.01.2018

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Amigos rogelios recordad como nos dejó vuestro amado ZP y como estamos ahora....con eso stá todo dicho.

07

Por JC1 18:31 - 26.01.2018

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Ha sido identificado el famoso troll Pastrana, que resulta ser un concejal del PP de Villar del Cobo. Curiosamente nuestro troll hace días que no dice nada

06

Por Don Minervo 11:55 - 26.01.2018

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Que si Raimon, que si. Que los malos son los rojos como siempre y los únicos que nos suben los impuestos, sin embargo usted vuelve a votar una y otra vez a aquellos que le prometieron que le bajarían los impuestos y se los subieron todos en año y medio. Vomitivo es el espectáculo continuado que nos ofrece el partido (con todos sus mangantes) al que usted vota y sin embargo usted sigue dándoles su confianza. Que sería de su felicidad si no existieran rojos y Catalanes.

05

Por Raimon 11:02 - 26.01.2018

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Hola Pepe Lui, dices bien "Aqui se recupera el que puede" el que no puede, se lo lleva la corriente, tambien en la Inmortal existe el feroz capitalismo, que especula sin piedad con las necesidades de los zaragozanos, con la vivienda, alimentos y las otras necesidades del ciudadanodel siglo XXI, electricidad, gas y combustibles de automoción, telefonia etc, y para mejorarnos la vida la casta politica de siempre, porque entran en ella y permanecen mientras el cuerpo aguanta, nos agreden con los mas sofisticados impuestos (algunos duplicados y mas duplicados en las generaciones) en fin Zaragoza y sus politicos, su comportamiento, vomitivo, salú periodista.

04

Por albertovich 10:42 - 26.01.2018

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

A partir de allí y una vez sojuzgados, y puestas las bases, se empezó la etapa de libre mercado en lo que le interesase a los del poder militar, y las pugnas por arrebatar las supremacías y las zonas de influencias que acabarían en aquellas guerras mundiales, la guerra fría, la búsqueda de enemigos y ahora esta etapa de decadencia de los USA. Pero estos últimos cuarenta años, en esa expansión del mundo capitalista de vuelta a Asia, esa necesidad del capital de mano de obra barata, y ese mercado internacional de mano de obra, vuelve a la máxima ricardiana de que en tales condiciones el salario tenderá a niveles de subsistencia. Si a ello añadimos la disminución de recursos energéticos netos, y con la extensión la menor disponibilidad per cápita, nos encontramos con un sistema capitalista que es como el corazón que se mantiene caliente, mientras las extremidades se van congelando. Ya, de las primeras cien economías del mundo, setenta son corporaciones. En 2008 rescatamos ese sistema, y ahora estamos a las puertas de otra crisis. La gente no se recupera de la crisis, solo hemos utilizado los bancos centrales para rescatar a las corporaciones. Al antropoceno, le podríamos poner la última etapa Capitaloceno, que sería la irracionalidad de su lógica de funcionamiento, porque atenta contra la misma vida y la pervivencia de la especie. Porque en aras de un benefició ficitcio, monetario, destruye todo su capital natural, el que el planeta ha creado en millones de años.

03

Por albertovich 10:41 - 26.01.2018

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Desde esta perspectiva, China fue, durante la mayor parte de su historia, el Estado de libre mercado y anticapitalista definitivo. A diferencia de posteriores príncipes europeos, los gobernantes chinos rehusaron sistemáticamente asociarse con los «capitalistas» chinos (que siempre existieron). En lugar de ello, y de manera semejante a sus funcionarios, los vieron como parásitos destructivos cuyas motivaciones egoístas y antisociales, a diferencia de las de los usureros, podían ser útiles en cierta medida. En términos confucianistas, los comerciantes eran como los soldados. A quienes prosperaban en la carrera militar se los suponía motivados, en gran parte, por el amor a la violencia. A nivel individual no eran buenas personas, pero eran necesarios para defender las fronteras. De manera similar, a los mercaderes los motivaba la codicia y eran inmorales, pero si se los mantenía bajo una estrecha supervisión administrativa, podían servir al bien común. Se puede opinar lo que se quiera acerca de estos principios, pero es difícil negar sus resultados. Durante la mayor parte de su historia China mantuvo los estándares de vida más altos del mundo: ni siquiera Inglaterra los sobrepasó hasta quizá la década de 1820, bien entrada la época de la Revolución industrial." Es por ello que indefectiblemente, y a pesar de lo que explicamos aquí ( en mi nick) en la asociación autonomía y bienvivir, la plata mejicana acababa en China y Asia por extensión, sin necesidad de ir a bombardear al vecino como sí hicieron los ingleses en India y China, aprovechando la superioridad conseguida en ese terreno militar gracias a dicha revolución industrial.

02

Por albertovich 10:40 - 26.01.2018

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

En relación con la confusión interesada que las élites propietarias suelen hacer entre "los mercados" y "los bancos y corporaciones oligopólicas", el antropólogo David Graeber hace una interesante reflexión en su libro "En Deuda": "Solemos considerar que mercados y capitalismo son una misma cosa, pero como apunta el historiador francés Fernand Braudel, se los podría concebir de igual manera como opuestos. Mientras que los mercados son medios para intercambiar bienes mediante dinero (históricamente, medios para que aquéllos con excedente de cereales adquiriesen velas, y viceversa, o, en acrónimos económicos, MA-D-MB, por Mercancía A-Dinero-Mercancía B), el capitalismo es ante todo el arte de emplear el dinero para obtener más dinero (D-M-D’). Habitualmente la manera de hacerlo es establecer algún tipo de monopolio, formal o de facto. Es por esto por lo que los capitalistas, ya se trate de ricos mercaderes, financieros o industriales, invariablemente acaban intentando aliarse con las autoridades políticas para limitar la libertad del mercado, a fin de poder hacerlo.

01

Por Don Pantuflo 10:35 - 26.01.2018

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Efectivamente los trabajadores deben de trabajar más y cobrar menos. Porque si no ¿como podriamos subir el sueldo de los directivos?