+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

Políticamente incorrecta

Desamparo

 

Lola Ester Lola Ester
09/05/2019

Cuentan los vecinos que los alaridos de la niña eran desgarradores, que una noche sí y otra también la oían gritar «mamá, no me pegues más». Lo cuentan a los periodistas pero, quiero creer, que también lo contaron a los Servicios Sociales del Ayuntamiento de Zaragoza, puesto que estaban redactando un estudio sobre los riesgos que corría la pequeña S. de cuatro años. Esta vez le dieron una paliza de muerte, y si la pequeñina sobrevive a los graves daños físicos, neurológicos y psicológicos, será porque el equipo del 061 y los cirujanos del Infantil no le fallaron. Los únicos, porque los demás le han fallado todos. Hay muchas preguntas y ninguna respuesta, ya que las instituciones que tenían que proteger a la niña de una madre con un grave trastorno de personalidad, a la que hace ocho años ya le quitaron la custodia de otros dos hijos, callan, eso dicen, para proteger a la víctima. ¿De quién hay que protegerla ahora? Ya disculparán los aludidos, pero es que me salen los instintos más bestias ante este caso. Me pregunto, si los vecinos, da igual si son okupas, están en situación irregular o van drogados al punto de la mañana, podían dormir oyendo los alaridos de la niña, ¿cuántos chiquillos pueden estar tan desamparados como ella? Hay menores que tienen en su familia a sus principales enemigos, hay familias obligadas a convivir con menores que son diabólicos o están trastornados, y hay fiscales que repiten como un mantra que donde mejor están estos menores es, precisamente, con su familia. ¿Para qué, entonces, tanto protocolo sobre protección familiar? H *Periodista

 
 
2 Comentarios
02

Por Jacobino 17:15 - 09.05.2019

Aquí ha fallado la autoridad pública, de los servicios sociales a los responsables de la consejería. Uno conoce lamentablemente este tema, y si ya es difícil que se mojen los profesionales -asistente, médicos y psicólogos- que lo haga un cargo público ya es imposible. Y a veces, tristemente, es quien decide. Que no les pase nada parecido a ninguno de los suyos, porque están jodidos.

01

Por Proscrito 10:36 - 09.05.2019

No sé a donde quiere ir a parar, señora periodista. Puesto que su lenguaje parece que quiere apuntar pero no acaba de atinar, es decir de precisar el tiro.Afortunadamente, y de forma natural, estos casos se dan en un porcentaje mínimo, muy pequeño -de otra forma esto sería invivible- . Si lo que pretende es buscar culpables, porque en esto los españoles somos verdaderamente expertos, siempre los hallará, y si encima usted misma se sale voluntariamente de la racionalidad, en el pensamiento para convertir el artículo en un instrumento político de odio, que apunta con muy mal plumero. . . ( ni que decir tiene que no necesito reclinatorio previo, para exponer mis ideas , sobre todo si se tratan al mundo de los niños, que considero como la única patria feliz -la mía lo fué- donde el ser humano se puedo refugiar un día ).