Kiosco

El Periódico de Aragón

REAL ZARAGOZA

Lluvia contra la sequía

El Real Zaragoza marca tres goles en media hora después de tres partidos seguidos sin marcar Solo lo había hecho una vez esta temporada, en la victoria en Las Palmas

El Zaragoza celebra un gol de Bermejo en Oviedo. LALIGA

No hay nada como la lluvia para acabar con la sequía. Después de tres partidos seguidos sin marcar un solo gol, de convertirse en el equipo menos anotador de toda la Segunda División, el Real Zaragoza se desató en el Tartiere. Sobre todo en una primera media hora en la que hizo tres goles, lo nunca visto esta temporada, para resarcirse de su pelea contra la portería rival y para sumar un nuevo empate, el vigésimo. En tablas han acabado la mitad de los partidos que ha jugado el Zaragoza este curso.

El gol ha sido el gran problema todo el año. Un auténtico quebradero de cabeza, el lastre que le ha impedido pelear por nada importante y que le ha hundido en muchas fases. Pocos tantos y pocas ocasiones han sido la tónica habitual toda la temporada. Lo de ayer fue inaudito. En 40 jornadas el equipo de JIM solo había anotado tres en la 16 en Las Palmas (2-3), aunque entonces fue en 45 minutos entre la primera y la segunda parte. Llevaba tres partidos seguidos sin ver puerta y hace ocho que no marcaba más de un gol una misma tarde. En casa el zaragocismo se ha ido hasta siete veces sin cantar uno.

En Oviedo el Zaragoza fue un equipo serio y valiente, que no se vino abajo ni con el primer tanto encajado tras otra intervención incomprensible del VAR para señalar manos en una acción de Iván Azón y que Borja Bastón adelantara al equipo asturiano. La reacción fue inmediata. Tres minutos después Bermejo empató de cabeza tras un saque de banda de Zapater que Azón ya cabeceó a bocajarro y que repelió Femenías. Y otros tres minutos más tarde Jair adelantó al Zaragoza con otro testarazo, en esta ocasión tras un córner largo.

Tampoco se desmoralizó cuando Obeng empató de nuevo en el minuto 26, también de cabeza, también tras un córner, todo a balón parado. El Zaragoza tocó a rebato y se lanzó a por la meta rival como si le fuera la vida en ello. Francho disparó dos veces en dos minutos, el primero salió rozando el poste y el segundo tuvo que desviarlo Femenías al córner donde se adelantó de nuevo el conjunto aragonés. Bermejo soltó un zapatazo desde la frontal que supuso el 2-3. 

El punta se convirtió así en el segundo jugador que hace un doblete esta temporada con la camiseta del Zaragoza. El otro fue Álvaro Giménez en el 2-3 en Las Palmas. Bermejo está ya en el podio de goleadores de esta temporada con tres dianas, las mismas que Borja Sainz. Por delante solo Álvaro (5) y Azón (6). Pobres números que reflejan la sequía goleadora de esta temporada.

Todavía se llevó un revés más el Zaragoza en Oviedo, cuando Brugman volvió a empatar con un gran disparo desde fuera del área nada más comenzar la segunda parte, pero eso tampoco tumbó a un equipo orgulloso y decidido a ir a por todas. Hasta los cambios de JIM fueron más ofensivos que otras veces, metiendo a Narváez y Álvaro. El conjunto aragonés tuvo todavía hasta tres ocasiones claras para haberse llevado los tres puntos mientras Cristian se encargaba de sacar todo lo que le llegaba, incluido un segundo penalti de Borja Bastón. Azón remató al palo y Vada tuvo otras dos oportunidades, la última de ellas en el minuto 96.

El Zaragoza ya no es el peor goleador, ha vuelto a dejar al colista Alcorcón por debajo, tras una noche en la que se desquitó de sus últimas actuaciones y de sus problemas para marcar. De la gran sequía pasó a una lluvia de goles que no le sirvieron para ganar pero que alimentan el orgullo. Que no es poco. 

Compartir el artículo

stats