Para hacer un hogar de revista hay que tener en cuenta muchos pequeños detalles. No vale solo con centrarse en los colores de las paredes, con organizar el espacio disponible, en tratar de aprovechar la luz natural para, además, engrandecer las estancias. También hay que mimar la armonía de colores, su contraste y que el estilo que escojamos esté en consonancia todo el tiempo, sin elementos discordantes y que den la nota.

Si optas por un estilo nórdico, sigue esa línea. Si te encanta lo industrial, lo mismo. ¿Algo más moderno? Perfecto. Pero hay elementos que se adaptan a muchos estilos y que quedan espectaculares.

Quizá te has parado a pensar en las plantas, en el color de los cojines o en los jarrones que decoran tu hogar, pero pasas por alto otros elementos que también, por tamaño y funcionalidad, tienen su incidencia. Como por ejemplo una cafetera.

Ahora lo que se llevan son las cafeteras de cápsulas y, como la economía de las personas no está muy boyante, hay opciones muy baratas y otras algo más sofisticadas para disfrutar de un buen café en casa.

Pero para los más tradicionales, Zara Home tiene la cafetera ideal por su diseño retro y vintage, su gama de colores y la calidad del café que ofrece.

Totalmente automática

Es una cafetera de filtro "totalmente automática para café molido", según explica Zara Home, con capacidad para 10 tazas de café por depósito de agua. Es de una marca líder y especialista como Smeg y su diseño, tanto por sus colores (que son crema y negro) como por su forma enseguida nos hacen ver que es una cafetera especial, distinta a la mayoría.

Esta cafetera está triunfando. Zara Home

En cuanto a sus características, tiene una tapa de apertura con push-pull (empuja-tira), cuerpo hervidor inalámbrico, base giratoria 360º y antideslizante, filtro de acero inoxidable desmontable y lavable, control electrónico de temperatura, ajuste de temperatura entre 50 y 100ºC, función de mantenimiento de temperatura y apagado automático cuando alcanza la temperatura deseada.

Esta cafetera tiene un coste algo elevado (199 euros), sobre todo comparado con otras del mercado, pero su diseño vintage y lo bien que quedará en tu hogar bien merecen la pena.