Kiosco El Periódico de Aragón

El Periódico de Aragón

ZARAGOZA

Los okupas de Pignatelli viven enganchados a la red eléctrica general de Zaragoza

Los vecinos de la zona han llamado en varias ocasiones a los Bomberos de Zaragoza y a la Policía Local ante los chispazos que se ven por la noche y que salen del cable en cuestión.

Del balcón del primer piso del edificio de la izquierda (en 43 de la calle Pignatelli) sale un cable que se conecta al alumbrado en el número 47. JAIME GALINDO

El número 43 de la calle Pignatelli es uno de los tantos edificios del zaragozano barrio de El Gancho marcado por la okupación y todos los problemas de convivencia y delincuenciales que conlleva. Entre ellos, la defraudación del fluido eléctrico. Los residentes en el primer piso han decidido engancharse a la red eléctrica general, no sin peligro, ya que los vecinos de la zona han llamado en varias ocasiones a los Bomberos de Zaragoza y a la Policía Local ante los chispazos que se ven por la noche y que salen del cable en cuestión.

El primer susto se lo llevaron el pasado viernes cuando las chispas llevaron al servicio antiincendios a cortar ellos mismos el suministro por el riesgo que estaba ocasionando. Hace dos semanas otro edificio okupado, el número 67, era pasto de las llamas tras un incendio provocado en un narcopiso. El fuego afectó a la estructura del inmueble, obligando a Urbanismo del Ayuntamiento de Zaragoza a declarar inhabitable el mismo y desalojar a los 25 vecinos.

Pese al peligro existente, los okupas volvieron al día siguiente a suministrarse de forma gratuita de luz en un momento en el que, por ejemplo ayer, el MWH estaba a 271 euros. Lo hicieron de la misma forma y, según varios residentes en la zona consultados, volvieron los fogonazos y el temor a un incendio en mitad de la noche. Una circunstancia que fue alertada a la Policía Local.

En la madrugada de ayer continuó la preocupación hasta el punto de que varios vecinos se personaron en el parque que los bomberos tienen en esa misma calle para dar aviso. Según estos, se iba a dar parte a Endesa, propietaria de la infraestructura para que actuaran como consideraran. Por el momento, el enganche continúa y el temor entre el vecindario va en aumento. "Son edificios antiguos y pueden ser una ratonera, nos preocupamos más nosotros que quienes viven ahí", señaló una vecina, mientras conversaba con otro hombre quien añadía: "Lo tienen tapado con ropa para que no se veía y el riesgo aún es mayor, lleva un apaño de dos precintos".

“El fraude eléctrico supone un perjuicio para toda la sociedad, ya que se traduce en un incremento de la factura eléctrica del conjunto de los consumidores y pone en riesgo tanto la seguridad como la calidad de suministro del resto de usuarios. Pero, por encima de todo, las conexiones irregulares y manipulaciones de la instalación eléctrica implican importantes riesgos para la salud de la persona que las realiza y de las que le rodean, ya que pueden provocar incendios, electrocuciones y descargas eléctricas”, señala José Manuel Revuelta, director general de Infraestructura y Redes de Endesa.

El edificio okupado en cuestión es uno de los que resaltan en el plan que el consistorio anunció la semana pasada para expropiar inmuebles. En concreto, en esta expropiación se verán afectados cuatro solares situados en la calle de José Zamoray, 17, y otros tres en la calle de Agustina de Aragón, en los números 20,22-24 y el 29 (dividido en dos fincas). Asimismo, serán objeto de este proceso diez inmuebles situados uno en calle del Caballo, 9; otro en la calle de Miguel de Ara, 36(dividido en cinco fincas); tres en la calle de Agustina de Aragón, en los números 6y26 (este último dividido en 8 fincas); y cinco en la calle de Ramón Pignatelli, en los números 43 (dos propiedades),48 (cinco fincas),67 (dos fincas),69,y76 (dos propiedades).

La actuación se toma de acuerdo con lo dispuesto en el Real Decreto-Legislativo 7/2015, de 30 de octubre, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley de Suelo y Rehabilitación Urbana, en cuyo artículo 42 posibilita la expropiación por razón de la ordenación territorial y urbanística pudiéndose aplicar para las finalidades previstas en la legislación reguladora de dicha ordenación, de conformidad con lo dispuesto en esta ley yenlaLey de Expropiación Forzosa.

A su vez, el Texto Refundido de la Ley de urbanismo de Aragón aprobado mediante Decreto-Legislativo 1/2014, de 8 de julio, del Gobierno de Aragón, recoge en su artículo 194la expropiación forzosa para la constitución o ampliación del Patrimonio Municipal de Suelo. Además, señala en el artículo 201 que, para la aplicación de la expropiación forzosa por razón de urbanismo, el municipio debe formular una relación de propietarios existentes en el ámbito, con la descripción de bienes y derechos afectados,que habrá de someterse a información pública y aprobarse en la forma establecida en la propia legislación estatal de expropiación forzosa.

Compartir el artículo

stats