+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Salvini: «Que Europa haga algo o calle para siempre»

El ministro del Interior italiano carga contra Francia y las oenegés que salvan vidas

 

Matteo Salvini. - AFP / ANDREAS SOLARO

ROSSEND DOMÈNECH / EVA CANTÓN
14/06/2018

El ministro del Interior italiano, Matteo Salvini, exigió ayer a Europa que haga algo con la inmigración «o que calle para siempre». Durante una comparecencia en el Senado, el líder de la ultraderechista Liga dijo que «Italia no acepta lecciones de solidaridad y de humanidad de nadie» y agradeció «a los amigos españoles su buen corazón» por haber acogido el Aquarius, aunque recordó que «Pedro Sánchez tiene amplio margen para ejercitar su solidaridad en las próximas semanas» ya que «solo cuenta con cerca 16.000 demandantes de asilo mientras que en Italia hay 170.000». Salvini también exigió que Francia pida perdón a Italia después de que el presidente francés, Emmanuel Macron, denunció ayer el «cinismo» y la «irresponsabilidad» del Gobierno de Roma en la gestión del Aquarius.

Salvini recordó que Francia ha devuelto a su país a más de 10.000 personas que cruzaron la frontera e invitó a Macron a ejercer su solidaridad y hacerse cargo de los 9.000 inmigrantes presentes en Italia que se habían comprometido a acoger «y de los que solo se ha hecho cargo de 640». Francia, por su lado, intentó rebajar la tensión diplomática con su vecino asegurando que es «perfectamente consciente» de sus esfuerzos ante la presión migratoria que soporta el país. «Ninguna de las declaraciones de las autoridades francesas cuestiona eso, ni la necesidad de coordinarnos estrechamente entre europeos», indicó el Quai D’Orsay, que declinó no obstante, comentar la decisión del Gobierno italiano de convocar al embajador francés para protestar por lo que considera «lecciones hipócritas» de un país que «mira hacia otro lado» cuando se trata de inmigración.

Macron invitó al primer ministro italiano, Giuseppe Conte, a reunirse el viernes con él en el Elíseo y el ministro de Interior francés, Gérard Collomb, hizo lo propio con Salvini y el español Fernando Grande Marlaska. Ayer, sin embargo, el ministro de Economía italiano canceló una visita prevista para hoy en París.

El ministro italiano Salvini volvió a criticar a las organizaciones humanitarias y a las oenegés que salvan vidas en el Mediterráneo al denunciar de que existen «asociaciones privadas financiadas a saber por quién». También dijo que «está harto de ver niños muertos en el mar» porque les «colocan en una lancha y les mienten prometiéndoles que hay futuro». Denunció también el «negocio» de los solicitantes de asilo y de los abogados de oficio que se lucran.

   
1 Comentario
01

Por Ricky 12:37 - 14.06.2018

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Salvini tiene toda la razón del mundo en una cosa: Si los miembros de la Unión Europea mantienen la obligación ALUCINANTE de no poder devolver a los ilegales a su pais de origen, o al lugar de donde partieron por mar, TODOS los paises de esa Unión deben participar en el acogimiento de los ilegales. Europa se volverá racista más pronto o mas tarde, si no cambia su politica migratoria. Ningún pais del mundo es capaz de solucionar la vida de todos los pobres del mundo, sobre todo cuando los paises más pobres son los que tienen un incremento de natalidad más ALTO del mundo. Una cosa es salvar vidas y otra muy diferente acoger a los rescatados. Eso es inviable, por mucho que los politicos, y los bienintencionados, nos quieran convencer de los güays que son. O se cambia d ementalidad pronto o los efectos serán bastante peores cuando los nativos empiecen a ver que su nivel de vida actual se termina.