Kiosco

El Periódico de Aragón

EL MOVIMIENTO CONTRA LA INTOLERANCIA EN ARAGÓN

Las bandas latinas acaparan los delitos de odio registrados en Aragón en 2021

El informe Raxen identifica 41 actos violentos, 11 de ellos protagonizados por los grupos violentos

Policías nacionales recorren el parque de Delicias tras una pelea con machetes. JAIME GALINDO

Las peleas entre bandas latinas, a veces con graves consecuencias, constituyen una parte importante de los delitos de odio en Aragón, que en 2021 registró un total de 41 incidentes relacionados con enfrentamientos por motivos ideológicos, racistas o xenófobos. En 11 de ellos, el grupo Dominicans Don’t Play se vio involucrado en distinto grado, según recoge el Informe Raxen, presentado ayer en Zaragoza por el Movimiento contra la Intolerancia.

Entre otros episodios, el Informe Raxen cita la pelea entre grupos de jóvenes latinos que se registró en febrero de 2021 en el parque de Delicias y en la que un menor resultó herido grave por arma blanca.

 Los más de 40 hechos documentados representan un número similar al que se contabilizó en años anteriores, ya que en 2019 se produjeron 37, 

La cifra hace referencia a los hechos de odio de los que existe constancia mediante denuncia o se han abierto camino en los medios de comunicación. Pero los expertos advierten de que es preciso «multiplicarla por cinco» para hacerse una idea más ajustada del alcance del fenómeno, advirtió Esteban Ibarra, presidente del Movimiento contra la Intolerancia.

«Es innegable que se incrementan las actitudes xenófobas, sobre todo a raíz del final de los confinamientos por la pandemia de covid-19», resumió Ibarra, que presentó el informe en la sede del Justicia de Aragón, institución a la que pidió «apoyo» para realizar labores de prevención contra los delitos de odio en el mundo de la educación y en el tejido social aragonés. «Se constata un crecimiento de la intolerancia y de las explosiones de violencia en general», manifestó Ibarra, que aseguró que cada vez son más habituales las «quedadas para enfrentarse unos con otros» en distintos ámbitos.

Ultras en el fútbol

En este sentido, el responsable señaló que resulta «inquietante» la violencia «ultra» en el entorno de los campos de fútbol, así como la protagonizada por bandas juveniles violentas como los Dominicans Don’t Play.

Ibarra se refirió igualmente a que «las víctimas son las grandes olvidadas», incluso en el mundo judicial, pese al avance que supone la creación de la oficina de la víctima.

Asimismo, el presidente del Movimiento contra la Intolerancia, que estuvo acompañado por Celia Galán, coordinadora de la entidad en Aragón, denunció que «el discurso del odio galopa en las redes sociales». Y pidió a los representantes de los partidos políticos que ejerzan «una labor pedagógica» para evitar los casos de racismo y xenofobia. «No se está dando importancia a la educación cívica», afirmó Ibarra.

En el conjunto de España, el Informe Raxen enumera 850 hechos relacionados con la xenofobia, el racismo, el odio ideológico y otras formas de intolerancia.

No obstante, los autores del estudio consideran que la cifra real de este tipo de incidentes ronda los 6.000 al año, una cifra que supera «tres veces» la que figura oficialmente debido a que «la infradenuncia puede alcanzar el 75% de los hechos».

El informe refleja por otro lado «el avance de la xenofobia» en relación con las crisis de frontera (como los 23 muertos registrados en la valla de Melilla la pasada semana), el odio ideológico, el racismo y el antisemitismo militante, especialmente en internet y en las redes sociales, «por lo que las fiscalías especializadas en delitos de odio se ven desbordadas». 

Compartir el artículo

stats