El Gobierno de Aragón destinará 4,9 millones, financiados a través del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, a completar el despliegue de internet de última generación en los polígonos empresariales del medio rural, lo que permitirá terminar el primer plan autonómico de banda ancha desarrollado en los últimos meses y que mejora la conectividad en 37 enclaves industriales.

Los beneficiarios directos de este plan son medio millar de empresas ubicadas en el medio rural aragonés. La consejera de Ciencia, Universidad y Sociedad del Conocimiento, Maru Díaz, hizo este anuncio este martes en su visita a las localidades oscenses de Monzón y Barbastro, donde se reunió con representantes institucionales y empresariales de ambos municipios.

62 seguirán sin acceso

Allí explicó que aunque se están definiendo aún los parámetros para la nueva convocatoria, se priorizará el despliegue en aquellos puntos con más difícil cobertura, al no resultar atractivos para la inversión privada, y que se tratará de cubrir también, en la medida de las posibilidades y aprovechando el despliegue de fibra FTTH, barrios rurales o urbanizaciones diseminadas.

El objetivo es que el 100% de los centros empresariales aragoneses dispongan de una conexión de altas prestaciones tras la resolución de esta nueva convocatoria. Según los datos que maneja el Gobierno de Aragón, seguirían sin acceso a internet de calidad 62 polígonos: 23 en la provincia de Zaragoza, 20 en la de Teruel y 19 en la de Huesca y, muchos de ellos de iniciativa pública.

La cifra, según las fuentes, «se cotejará» llegado el momento con los promotores de estos recintos, fundamentalmente ayuntamientos, para que actualicen el estado de situación y faciliten información más detallada sobre sus carencias concretas de conectividad. En este sentido, Díaz anunció también la próxima puesta en marcha de un portal de transparencia que ayudará a evaluar la calidad real de acceso a internet y conocer mejor los datos de cobertura en todo Aragón.