Durante 2020, la sociedad pública Aragón Plataforma Logística (APL) y la estrategia que representa, de unificación de toda la oferta logística-inmobiliaria en Aragón, junto con servicios de formación e investigación especializados, a través del Zaragoza Logistics Center (ZLC), que impulsa el MIT (Instituto Tecnológico de Massachusetts), o el Instituto Tecnológico de Aragón, entre otros, ha gestionado la repercusión de esta situación en el amplio abanico de sus actividades consiguiendo que ninguna de estas quedara paralizada.

El sector logístico fue uno de los más resistentes en 2020. Tras unas primeras semanas de reacción y adaptación a la nueva situación (sobre todo durante los meses de marzo y abril), el sector logístico público mostró un sólido desarrollo. Si bien es cierto que algunas de las decisiones inversoras previstas para la primera parte del año se pospusieron, apenas se cancelaron operaciones, aunque su materialización se trasladó a final del año y al ejercicio 2021.

El crecimiento del sector del comercio electrónico, motivado precisamente por los efectos del covid-19, fue el impulsor de la demanda de nuevos espacios logísticos, en dos sentidos. Por un lado, aumentó la necesidad de grandes espacios y plataformas de almacenaje en ubicaciones alejadas de las grandes ciudades y, por otro, se produjo un incremento de la demanda de naves last mile de cross docking (destinadas a la entrega rápida) y de alta rotación situadas a cinco, diez o quince kilómetros de ciudades de más de 100.000 habitantes, como es el caso de Zaragoza, tendencia que parece continuará el próximo año.

Finalizando el 2020, la situación refleja una actividad en el sector logístico en ascenso impulsada por varios factores, el más importante el gradual retorno a la normalidad y el impulso que recobrará la economía una vez se vaya avanzando en la vacunación de la población. Durante el ejercicio, en la sociedad presidida por la consejera de Economía, Planificación y Empleo del Gobierno de Aragón, Marta Gastón, se vendieron 297.866,87 metros cuadrados en las plataformas logísticas públicas de las tres provincias, lo que hace que el total de la superficie comercializada sea de, aproximadamente, 5,7 millones de metros cuadrados.

Al crecimiento motivado por el impulso del comercio electrónico hay que añadir el incremento de la demanda de servicios de logística inversa, lo que desde la sociedad APL ha tenido su respuesta en el desarrollo de plataformas más eficientes y de mayor superficie. Así, el Gobierno de Aragón anunció durante el ejercicio 2020 la decisión de ampliar la superficie de Plaza.

El 25 de junio de 2020 se publicó en el BOA el acuerdo tomado por el Gobierno de Aragón el 17 de junio por la que se aprueba la modificación nº 9 del Proyecto Supramunicipal de la Plaza que, entre otras cosas, amplía la superficie de esta en 335.679 metros cuadrados. Supuso la primera ampliación de la plataforma pública de referencia y el corazón de la apuesta logística del Ejecutivo autonómico.

La primera plataforma en España y cuarta en Europa

En este sentido, en 2020 se publicó el reconocido ránking de Plataformas Logísticas en Europa, realizado por la consultora alemana DGG Deutsche GVZ. Esta clasificación situó a Plaza como la primera plataforma logística de España y la cuarta europea. Las variables que aquí se valoran son la intermodalidad, estructura de dirección y servicios, así como la digitalización y la seguridad.

En el marco de los objetivos de desarrollo de una logística sostenible, APL continúa destinando una parte importante de los esfuerzos al desarrollo del uso del tren como elemento reductor de emisiones y de racionalización del uso de los distintos modos de transporte. Esta tarea, que se ha traducido en grandes avances en proyectos como la autovía ferroviaria Zaragoza-Algeciras, declarada en 2020 como proyecto estratégico por el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma), o el uso del ferrocarril en el transporte de distintos graneles, en permanente colaboración con las empresas cargadoras para acompañarlas en el cambio modal del transporte, así como con los distintos puertos, origen de millones de toneladas susceptibles de subirse al tren. En este contexto también se está desarrollando el proyecto ferroviario de Platea.