REAL ZARAGOZA

El Real Zaragoza y el gol: Una relación difícil

El Real Zaragoza solo ha marcado 18 goles en la primera vuelta, la segunda peor cifra de la última década en Segunda División

Jair y Eugeni felicitan a Giuliano por su gol en Leganés.

Jair y Eugeni felicitan a Giuliano por su gol en Leganés. / Carlos Gil-Roig

La relación del Real Zaragoza y el gol se ha ido deteriorando en los últimos años hasta convertirse en fría y distante. En la primera vuelta de este campeonato ha hecho 18 goles en 21 jornadas, la segunda peor cifra de esta década negra en Segunda División. Un dato que en estos tiempos de fe y buenos propósitos podría mirarse con un punto de optimismo porque mejora las dos últimas temporadas, en las que el equipo se quedó en 17 tantos. Esa es la peor cifra de la década.

18 goles suponen 0,85 por partido, una media más bien pobre. Y eso que el equipo ha mejorado notablemente en esa faceta desde la llegada de Fran Escribá al banquillo. Con Juan Carlos Carcedo el Zaragoza hizo 9 goles en 15 jornadas, 0,6 de promedio, mientras que con Escribá ha logrado los mismos en 6 partidos, 1,5 de media. Además, con el técnico riojano se quedó sin marcar en nueve de esos quince partidos, mientras que con el alicantino solo en Albacete se quedó sin cantar gol.

El Real Zaragoza está teniendo un serio problema con la portería contraria que no consigue enderezar de ninguna manera. Lleva tres temporadas consecutivas promediando menos de un gol por partido a estas alturas de temporada, algo que no le había ocurrido en sus siete campañas anteriores en Segunda. Su tendencia es a la baja con la única excepción de la temporada 2019-20. En una inercia general, en puntuación, posición, goles, claramente descendente, el curso de la pandemia fue un oasis en todos los aspectos. Eso sí, el final fue tan decepcionante o más que todos los demás porque el equipo tampoco consiguió su objetivo.

En lo que al gol se refiere, ese año el equipo de Víctor Fernández llevaba ya 31 dianas en 21 jornadas, comandado por un Luis Suárez en estado de gracia y sus 13 goles que tenían al Zaragoza quinto con 33 puntos, la mejor cantidad alcanzada en media Liga. La cifra de goles solo fue mejor en este duro periplo por Segunda en la campaña 2014-15, en la que el Zaragoza acumulaba 34 goles a estas alturas. Entonces el máximo goleador también llevaba 13 en media temporada, Borja Bastón, aunque el equipo no estaba en playoff por un solo punto.

Sin referencia

Las cifras han ido cayendo poco a poco, al tiempo que el club ha tenido cada vez más dificultades para encontrar un delantero solvente que garantizara una cifra mínima. Salvo Luis Suárez, no lo ha tenido en las últimas cinco campañas, un problema agravado en los últimos cursos en los que demasiados nueves han abandonado el club sin marcar un solo tanto: el Toro Fernández, Vuckic, Sabin Merino...

Esta temporada no está siendo mejor en ese sentido. Con el nueve titular más lesionado que jugando, Giuliano Simeone ha asumido no solo la titularidad sino la responsabilidad del gol y ha hecho seis goles en la primera vuelta. El gran fichaje para ese puesto, Gueye, continúa sin estrenarse. La segunda línea llega con cuentagotas y el Real Zaragoza continúa sufriendo con el gol, su gran quebradero de cabeza en las últimas temporadas. Una relación cada vez más fría y distante que le aleja de su gran objetivo.