La portavoz del grupo municipal del PSOE en el Ayuntamiento de Zaragoza, Lola Ranera, ha criticado la distribución de la nueva iluminación que contempla el Plan Especial de Protección y Mejora de Zamoray-Pignatelli. Del total de 596 nuevos puntos de luz que se instalarán en el entorno del Casco Histórico, solo 97 de ellos irán a parar a las cinco calles con más riesgo de inseguridad ciudadana.

Ranera ha recorrido, junto al concejal socialista Horacio Royo, algunas de las cinco calles más problemáticas, según las reivindicaciones de los vecinos, también presentes.

"Son cinco calles donde quieren que se garantice la seguridad y para ello, hay que poner en marcha una serie de medidas", ha apuntado Lola Ranera. Asimismo, ha recordado que el Ayuntamiento de Zaragoza puso en marcha el Plan Especial Zamoray-Pignatelli, que contemplaba era aumentar los puntos de iluminación.

Sin embargo, la concejal en el Ayuntamiento de Zaragoza ha explicado que de los 596 puntos de iluminación previstos, "desgraciadamente", solo 97 irán a parar a las cinco calles en las que se centran las reivindicaciones vecinales, Pignatelli, Zamoray, Miguel de Ara, Agustina de Aragón y Cerezos.

En este sentido, ha lamentado que no se está dando respuesta a la petición de los habitantes de la zona, "que era garantizar la seguridad". De manera que, el concejal municipal de Urbanismo y Equipamientos del Ayuntamiento de Zaragoza, Víctor Serrano, "da la espalda y engaña a los vecinos, seguramente porque hace los proyectos desde su despacho y no a pie de calle, escuchando y sumándose a las reivindicaciones ciudadanas".

"También se trata de un proyecto de dignidad, de reivindicar los espacios urbanos", ha expresado Ranera, añadiendo que los vecinos también demandan el soterramiento de los cables, que "efectivamente, siguen sin soterrarse".

La portavoz municipal socialista ha indicado: "Víctor Serrano, seguramente buscando su rédito electoral y personal, está pensando en otras cosas y no escucha a los vecinos ni sus reivindicaciones, que son el soterramiento de cables y que todas las luminarias se centralicen mayoritariamente en las cinco calles del entorno Zamoray-Pignatelli".

El proyecto el soterramiento de los cables en la mencionada zona no se contempla en el Plan Especial Zamoray-Pigantelli, ha asegurado la concejal.