+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

SUCESOS-INCENDIO

Los Bomberos continúan las labores de extinción del fuego de una nave en Malpica

 

EFE
18/08/2011

Los bomberos de Zaragoza continúan con las labores de extinción del incendio declarado esta madrugada en una nave del polígono industrial de Malpica donde se almacenaban productos químicos y que esperan dar por extinguido a lo largo del día.

El incendio se declaró, por causas que todavía se desconocen, en torno a las 5.30 de la mañana y debido a la intensidad del fuego se podía avistar desde Utebo, una localidad ubicada a unos 22 kilómetros de ese punto, y desde la autovía A-II, lo que originó que los bomberos recibieran en torno a 25 llamadas de aviso.

El incendio ha afectado a 2.000 metros cuadrados de los 12.000 que ocupa la empresa Faci Metalest, dedicada al almacenamiento de productos para la fabricación de pinturas, barnices y tintas.

Debido a que se almacenaban productos químicos como estearatos, ácidos grasos, alcoholes, sulfatos y disolventes en gran volumen, el incendio generó unas elevadas temperaturas, lo que ha hecho "muy laboriosas y arduas" las labores de extinción, han explicado a Efe fuentes de los bomberos. Además, han sido necesarias once dotaciones del cuerpo, entre ellos cuatro tanques, tres nodrizas y un brazo articulado.

En una primera "atacada" se han empleado 30.000 litros de agua sin contabilizar la que se ha utilizado directamente desde los hidrantes que conectan con la acequia, además de unos quinientos litros de espuma.

Una vez controlado el incendio, en torno a las 09.15 horas de la mañana, los bomberos han empleado el agua para bajar las temperaturas y ha procedido a aplicar espuma por áreas para sellar la zona e impedir la entrada de oxígeno. La virulencia del incendio ha dañado toda la estructura de la nave y ha colapsado parte de la techumbre.

   
1 Comentario
01

Por fogata 18:26 - 18.08.2011

agosto... no mira nadie y... uy que me quemo