Kiosco El Periódico de Aragón

El Periódico de Aragón

El derbi aragonés

Escribá: "Veo un partido cerrado, sin muchas ocasiones de gol"

El entrenador del Real Zaragoza asegura que "será bienvenido un ambiente de presión y bonito" ante un Huesca que "se equivoca poco". No ve al Zaragoza más exigido en la victoria por su clasificación: "Le damos mucha importancia y queremos ganar sí o sí"

Insausti, Javi Suárez y Generelo dialogan con Escribá en un entrenamiento. JAIME GALINDO

Tiene claro Fran Escribá el partido que espera en su primer derbi aragonés ante el Huesca, un duelo intenso y que no apunta a noche vibrante de goles y espectáculo en La Romareda: “No veo un partido con muchas situaciones de gol, veo un encuentro cerrado. Será de pequeños detalles, ya que no espero tantas ocasiones de gol para decir que alguna entrará. Hay que ser conscientes de estar muy concentrados para aprovechar las que tengamos”, asegura el técnico, que tacha la victoria de muy importante, porque todas lo son en la tabla y esta tiene el añadido de la rivalidad, y que no cree que el Zaragoza llegue más exigido al duelo.

“Al partido le damos mucha importancia, no solo por la rivalidad, que siempre es un plus, sino por sumar el mayor número de puntos posibles. Habrá un buen ambiente, bonito, pese a la hora y el frío, y sería importante lograr una victoria con nuestra gente y seguir escalando posiciones”, dice el entrenador valenciano, al que no le va a sorprender el Huesca de Ziganda, un bloque muy serio y ordenado, que concede pocas ocasiones. “Es que es un equipo que se equivoca poco, que es equilibrado, encaja muy poco y en parte lo hace porque concede también poquísimo defendiendo bien desde arriba”.

“Queremos un ambiente muy bonito, favorable, y si eso nos lleva a estar un poco sobreexcitados hay que valorarlo positivamente. Mucho mejor eso que una grada fría con la que el jugador se pueda parar"

decoration

Esa Romareda con la mejor entrada del curso y las ganas de vencer al vecino suponen para Escribá un aliciente por encima de que la sobreexcitación pueda hacer caer en la ansiedad a algún jugador con menos experiencia en estos encuentros: “Queremos un ambiente muy bonito, muy favorable, y si eso nos lleva a estar un poco sobreexcitados hay que valorarlo positivamente. Mucho mejor eso que una grada fría con la que el jugador se pueda parar. Todo lo que sea un ambiente de presión y bonito, para nosotros bienvenido”.

"Lo único que ha fallado en tres de los 4 empates es la eficacia, aunque quizá no tanto el día del Burgos. Hemos generado ocasiones porque hemos crecido con balón”

decoration

Así, Escribá pide a su Zaragoza que su idea sea la de “equivocarnos lo menos posible, ser ordenados y desde el equilibrio intentar ganar el partido”, aunque espera un equipo, el suyo, que tenga presencia en el área y que sea dominador. “Nosotros hemos querido ser más ofensivos y lo hemos buscado en torno al balón, siendo más protagonistas. Lo estamos logrando poco a poco, acercándonos a la idea que queremos, aunque aún estemos lejos. Lo único que ha fallado en tres de los 4 partidos, en los empates, es la eficacia, aunque quizá no tanto el día del Burgos. Hemos generado ocasiones porque hemos crecido con balón”, dice el entrenador, satisfecho a nivel global de los cuatro partidos ligueros que lleva en el banquillo zaragocista, aunque insistiendo en el margen de mejora grande que aún tienen.

Reunión con la secretaría técnica la próxima semana

A tres semanas de empezar el mercado de enero, que se espera agitado para el Zaragoza, Escribá aseguró no estar preocupado porque la SAD lleva más de un mes sin director deportivo desde que Torrecilla fuera despedido el 6 de noviembre: “El club quiere esa figura, aunque yo ya estoy con la gente que está en la secretaría técnica (Monserrate y Ripollés), hablamos y de hecho esta semana próxima quedamos en que nos reuniríamos para hacer un análisis tranquilo de la situación y de las cosas que podemos ver. Expondré lo que creo y el club, con sus limitaciones, me dirá lo que se puede hacer, pero claro que la idea siempre es mejorar la plantilla”, dice, mostrando su tranquilidad por el trabajo que ya se viene realizando pese a que no haya aún ese director deportivo tras la salida de Torrecilla: “El club está trabajando no ahora sino desde hace tiempo porque es su obligación. Igual que cuando acabe el mercado de enero ya se mirará a verano”.

Insiste en la eficacia como valor fundamental y reconoce que fue “moralmente importante” no encajar en Albacete, “ya que dimos un paso importante”. Ahora, se trata de dar continuidad a esa portería a cero sin perder capacidad ofensiva. “El Huesca no le concede mucha importancia al balón, suele tener menos posesión que el rival, pero es peligroso en las transiciones. Nuestra idea de juego es ser dominantes”, asevera, sin creer que la victoria sea más importante para el Zaragoza, con cinco puntos menos en la tabla y que juega de local. “Nosotros la importancia se la damos igual. Entiendo que está el añadido de la rivalidad, pero pensamos exactamente igual en este partido que en cualquier otro, en intentar ganarlo sí o sí. Al estar abajo puede ser más importante para nosotros, sí, pero para ellos también lo es”.

Compartir el artículo

stats